Ampolla perforadora de cartílago: lo que necesita saber

blister

Mai Delacruz

Mai Delacruz
Personal Fitness Trainer & Health Coach

Updated on 11/27/2022

Una herida abierta es el resultado de tener ampollas perforantes en el cartílago. Es posible que mientras se cura, se vea hinchado, abultado o como una joroba.

Inmediatamente después de una perforación del cartílago, el sistema inmunitario del cuerpo puede estimular la inflamación y la hinchazón para reparar la incisión, lo que en ocasiones contribuye a la formación de un bulto cartilaginoso.

Es posible que las infecciones o las cicatrices hagan que las perforaciones del cartílago produzcan más bultos con el tiempo. Al leer este artículo, puede descubrir más sobre las razones y los posibles remedios para una protuberancia perforante del cartílago.

¿Qué es exactamente una protuberancia que perfora el cartílago?

blisters

Después de perforarse, una persona puede descubrir que tiene un bulto cartilaginoso.

Puede esconderse tan poco Un bulto perforador de cartílago debajo de la piel, o puede ser tan enorme que altere el contorno de la oreja.

La joroba puede ser dolorosa e hinchada a veces, e incluso puede exudar pus. Es posible que algunos bultos no causen ninguna molestia.

Las protuberancias infectadas deben tratarse lo antes posible para evitar que la enfermedad se propague.

Los siguientes son algunos síntomas de que podría tener una infección:

  • El bulto se manifiesta poco después de realizar un piercing o cuando se altera la joyería.
  • El crecimiento puede ser incómodo, doloroso o enrojecido y con comezón.
  • La joroba es bastante grande o el pus está rezumando.
  • Duele tocar la piel que está cerca de la protuberancia.
  • Se desarrolla fiebre en el individuo.

Causas

blisters

Si se hace una perforación en el cartílago, es posible que note un bulto en la perforación o alrededor de ella en algún momento. Las siguientes son las causas más típicas:

  1. Inflamación, picor y rascado
  2. Un piercing es una incisión abierta en la piel, y la cicatriz que deja es el orificio permanente que hace.
  3. El proceso de curación puede tardar varios meses en completarse. Durante este tiempo, el sistema inmunitario del cuerpo trabaja para curar la herida y protegerse de las infecciones bacterianas.
  4. Es relativamente poco común que una persona sufra algunos moretones, enrojecimiento o hinchazón en la zona inmediatamente después de una perforación. Se puede formar una protuberancia hinchada alrededor de la perforación.

Infecciones

blisters

Una herida se puede infectar si entran bacterias u otros gérmenes potencialmente patógenos. Antes de que la perforación se haya curado por completo, existe un mayor riesgo de infección.

Algunas infecciones no son graves y desaparecerán por sí solas. Por otro lado, ciertas condiciones pueden ser bastante extremas e incluso pueden extenderse a otras partes del cuerpo.

Puede ser difícil determinar la gravedad de una enfermedad basándose únicamente en sus síntomas, y posponer el tratamiento puede provocar problemas (fuente referenciada). Las personas con síntomas deben consultar a un profesional médico lo antes posible, ya que ciertas infecciones pueden provocar malformaciones en el oído.

Una persona puede contraer una infección si la protuberancia:

  • Roja
  • Hinchada
  • Dolorosa
  • Exudación de pus
  • Pústula o ampolla perforante
  • Una espinilla, conocida como ampolla perforante, tiene la apariencia de una espinilla y puede aparecer sobre o alrededor de la perforación. Es una forma de infección que se limita a un área específica.

En la mayoría de los casos, el tratamiento de estas infecciones en el hogar con compresas tibias y un lavado regular es práctico y seguro.

blisters

Las ampollas pueden desaparecer durante un tiempo y luego volver. Consulte a un médico si la ampolla no se cura, si es insoportable o si la acompaña un grupo de ampollas.

El tejido de granulación

El

tejido de granulación es una capa adicional de tejido que se desarrolla cerca o sobre una herida que se está curando. Puede tener la apariencia de una masa dura o la sensación de una ampolla. Es posible contagiarse una infección al picar el tejido o tratar de extraerlo por su cuenta en casa.

El exceso de tejido se puede eliminar utilizando técnicas en el consultorio, como el nitrato de plata o el nitrógeno líquido. Un perforador podría tener que volver a hacer la perforación en algunos casos, o la persona que se perfora podría tener que decidir no hacerse la perforación.

  • Cicatrización que incluye queloides y tejido hipertrófico
  • Inyectar un corticosteroide en un queloide es un método que el médico puede utilizar para eliminar el crecimiento.
  • Después de que una lesión se haya curado, la persona puede quedar con una cicatriz enorme conocida como queloide o cicatriz hipertrófica. Los queloides son cicatrices que se pueden desarrollar en cualquier persona, pero las personas con piel más oscura tienen más probabilidades de tenerlos.

blisters

  • Los queloides suelen ser mucho más notorios que las cicatrices hipertróficas debido a su tamaño, y tienen el potencial de llegar a ser tan grandes que irritan la piel o dificultan el movimiento en la región. Las cicatrices causadas por el acné hipertrófico suelen ser menos perceptibles e incluso pueden desaparecer con el tiempo.
El

médico puede reducir el tamaño de la cicatriz inyectando un corticosteroide en ella o congelándola. Con frecuencia, no se recomienda la cirugía como método de tratamiento para los queloides, ya que la afección podría empeorar si el médico intenta extraerla.

Reacciones causadas por alergias

Pueden aparecer protuberancias o hinchazón cerca de la perforación si hay una respuesta alérgica. Una persona puede experimentar síntomas inmediatamente después de la perforación o después de reemplazar las joyas en la perforación.

Las respuestas alérgicas pueden provocar picazón e incomodidad de naturaleza grave. La herida puede estar infectada. El níquel es el alérgeno que con mayor frecuencia causa reacciones a las joyas y, por lo general, se encuentra en las piezas chapadas en oro o plata. Puede ser útil cambiarse por joyas hechas de acero quirúrgico, hipoalergénicas o certificadas como libres de níquel.

Determinantes del riesgo

blisters

Es posible que cualquier persona crezca un bulto en una perforación de cartílago. Sin embargo, algunas personas son más propensas a padecerla que otras.

Estos son algunos de los factores de riesgo:

  • Un sistema inmunitario comprometido como resultado de tomar ciertos medicamentos, tener VIH o tener diabetes
  • Se trata de utilizar procedimientos de perforación antihigiénicos o joyas que no están limpias.
  • No se recomienda hacerse un piercing con una pistola de centro comercial en lugar de una aguja y un perforador profesional.
  • Estar predispuesto a desarrollar cicatrices queloides
  • Reacciones alérgicas al
  • níquel u otros tipos de reacciones alérgicas
  • Un pasado problemático con piercings anteriores

Tratamiento

blisters

El médico puede recetar antibióticos para curar una infección bacteriana que se puede desarrollar después de una perforación.

Para seleccionar la terapia adecuada, determine el motivo de las protuberancias perforantes.

Las infecciones causadas por bacterias se pueden tratar con antibióticos. Los medicamentos orales o las cremas tópicas pueden ser lo que el médico aconseja a los pacientes que usen.

En algunos casos, las técnicas médicas, como la crioterapia o las inyecciones de corticosteroides, pueden ayudar a tratar la cicatrización o el desarrollo anormal de los tejidos.

Alterar las joyas piercings puede ser necesario para alguien que tenga una respuesta alérgica. Si la reacción es extrema, es posible que se requiera que se curen sobre la perforación. Si la comezón o la irritación son graves, los antihistamínicos como la difenhidramina (que se vende con la marca Benadryl) podrían ser útiles.

Prevención

blisters

Las siguientes son algunas técnicas que puede utilizar para prevenir problemas relacionados con los piercings:

  • Están encontrando el mejor perforador para sus necesidades. Asegúrese de que la persona que realiza la perforación sea un experto calificado que desinfecta todas sus herramientas. Evite el uso de pistolas perforadoras de orejas, ya que son difíciles de limpiar y tienen el potencial de lesionar o transmitir la infección al tejido circundante.
  • Se están ocupando de mantener el piercing limpio. Analice los mejores métodos para controlar la limpieza de la perforación con un profesional médico calificado o un perforador. Puedes sumergirlos en una onza de agua tibia, incluyendo media cucharadita de sal marina no yodada. Debido a que tienen el potencial de irritar la perforación, debes evitar el alcohol, el peróxido de hidrógeno y cualquier otro producto químico agresivo.
  • Estás evitando el contacto con el piercing y tocarlo. Cuando tocas la región alrededor de la perforación, corres el riesgo de transferir bacterias a la perforación y contraer una infección. También puede dañar la perforación y provocar un proceso de curación anormal.
  • Si hay antecedentes familiares de queloides, se debe evitar hacerse piercings. Las personas predispuestas al desarrollo de queloides tienen más probabilidades de experimentar cicatrices queloides extensas después de ser perforadas.

Resumen

blisters

La mayoría de los piercings se curan de forma independiente; sin embargo, es habitual experimentar algunas molestias y dificultades leves. Ocasionalmente, una persona puede tener problemas más graves, como daño en el oído o una infección que se disemina por todo el cuerpo.

Es imperativo mantener los piercings limpios y buscar atención médica si aparecen signos de infección.

Hable con un perforador con licencia en su estado sobre el cuidado posterior correcto para su perforación y luego siga sus recomendaciones al pie de la letra. Si la perforación es dolorosa, roja o hinchada y la terapia en el hogar no ayuda, debe buscar el consejo de un profesional médico.

Related Articles

Related Products